Dietas mágicas vs. alimentación saludable

3 pasos para crear nuevos hábitos sin abandonar por el camino.
mayo 27, 2019
10 USOS DEL DIÓXIDO DE CARBONO QUE NO CONOCÍAS
mayo 31, 2019

Resultado de imagen para DIETAS MAGICAS

Dieta o alimentación saludable? 1, 2, 3 ¡responda otra vez! Te queremos demostrar por qué las dietas milagro no existen y la única forma segura de perder peso y no recuperarlo está en llevar y mantener una alimentación saludable, ¡sin pasar hambre!

¡Ojalá las dietas mágicas consistieran en levantar los brazos y que la cena se hiciese sola! Desafortunadamente, pueden acabar con tu salud. Si adelgazar está entre tus buenos propósitos, te vamos a demostrar que lo que más te interesa es cambiar tus hábitos y realizar una alimentación saludable.

Un dato importantísimo que nos gusta repetir cada vez que tenemos ocasión: perder peso y adelgazar son verbos con conceptos difererentes. Una dieta puede conseguir que perdamos peso, pero que no nos haga adelgazar. Adelgazar implica perder peso en forma de grasa, manteniendo una buena calidad de nutrientes. Esto es, sin pasar hambre, ni penurias.

Cuando quieres mejorar tu alimentación, no estás a dieta, estás cambiando tu patrón alimentario, tu estilo de vida. Como es habitual, los buenos propósitos relacionados con la alimentación, la salud y el aspecto físico se presentan como los más deseados en estas fechas. Los diversos barómetros sociales que se realizan año tras año dejan claro que la mayoría estamos preocupados por nuestra salud y aspecto físico. Para dar respuesta a esta preocupación debemos marcarnos un objetivo adecuado a nuestras circunstancias. Una expectativa demasiado alta, objetivos irreales, falta de conocimientos o una incorrecta planificación, tienen como resultado un nuevo fracaso y volveremos a arrastrar esos nuevos propósitos a años posteriores, generando un sinfín de sentimientos negativos hacia nosotros mismos.

Imagen relacionada¿En que se basa una dieta balanceada?

Las primeras recomendaciones nutricionales datan de hace unos 4000 años, cuando los egipcios ya hacían recomendaciones buscando mejorar la salud. Posteriormente, en el siglo V a.C., un médico griego dijo una frase que podemos encontrar en muchos libros de historia: «que tu alimento sea tu medicina, y la medicina tu alimento» En esta frase, Hipócrates, quiso dejar constancia del papel importante que tiene la alimentación en la salud de las personas. Entre otras citas célebres relacionadas con la nutrición, también podemos encontrar la famosa «somos lo que comemos» de Ludwing Feuerbach (s.XIX). Hasta este momento solo se atiende a la alimentación como búsqueda de la salud, sin atender a conceptos puramente estéticos, ya que la obesidad no estaba mal vista, ni se relacionaba con grandes problemas de salud como hoy en día.

A partir de ese mismo siglo empiezan a aparecer las primeras dietas mágicas, desde un director de una funeraria que indicaba un tipo de dieta hiperproteica, hasta nuestros días en los que es normal ver a un famoso patrocinando (por ejemplo) una dieta a base de batidos.

Para poder discernir qué es lo más saludable, deberemos tener un criterio. Este debe ser científico y puede ser escogido de un órgano independiente que vele por nuestra salud como la Organización Mundial de la Salud, que indica que una buena alimentación debe ser suficiente, equilibrada y combinada con actividad y ejercicio físico. También incluye el concepto de hábito en muchas de sus notas descriptivas. Por tanto, no habla de hacer una dieta durante un corto periodo de tiempo, sino de un continuo patrón de alimentación y de actividad como base para un estado de salud óptimo y un mantenimiento de este a largo plazo.

La escuela de salud pública de Harvard, nos aporta detalles sobre cómo debe ser la alimentación saludable para toda la población en general. Debe incluir todas las verduras y frutas, las cuales deben ocupar la mitad de nuestra alimentación. Los carbohidratos deben de ocupar un cuarto del total de nuestra alimentación, predominando los no refinados, y favoreciendo el consumo de granos integrales o enteros. El restante debe ser proteínas saludables, tanto las animales como las de origen vegetal. Predominar el consumo de una grasa saludable como el aceite de oliva virgen extra, así como evitar las grasas trans o hidrogenadas será importante para completar una buena alimentación en cuanto a alimentos se refiere. Todo ello acompañado de una buena hidratación con agua y una actitud activa.

https://www.sportlife.es/nutricion/articulo/dietas-magicas-versus-alimentacion-saludable#pagina-4

Resultado de imagen para dieta balanceada¿Como debes comer?

En cada comida debes elegir:

  • Proteínas: pollo, vaca, cerdo, cordero, pato y otras carnes, atún, salmón, sardinas, mejillones y otros pescados o mariscos frescos o en conserva, claras de huevo, batidos de proteínas de suero, queso fresco
  • Carbohidratos ligeros: espinacas, tomates, brocoli, lechuga, calabacín, coliflor, puerros, zanahorias, calabacín, judías verdes
  • Carbohidratos densos: copos de avena, quinoa, boniatos, lentejas, judías, pan de avena o centeno integral
  • Grasas: aceite de oliva, aguacate, coco, yema de huevo, mantequilla, nueces, almendras, avellanas

Los carbohidratos densos son los que contienen almidón o azúcar, y esto hace que tengan muchas calorías. Los carbohidratos ligeros son las verduras y hortalizas, que contienen mucha agua y fibra, y pocas calorías.

Para obtener las mismas calorías de una patata necesitarías un kilo de espinacas frescas.  

Da igual cuántas comidas hagas, y cuántas veces comas al día, pero hay ciertas reglas que debes seguir para obtener resultados más rápidos:

  • Tomarás proteínas con todas las comidas, y mayor cantidad antes y después de entrenar
  • Las comidas de antes y después de entrenar serán altas en carbohidratos y bajas en grasas, esto quiere decir comer unos pocos carbohidratos densos.
  • El resto de las comidas serán más altas en grasas y bajas en carbohidratos, y esto quiere decir comer muchos carbohidratos ligeros.

http://transformer.blogs.quo.es/2015/03/30/nueva-operacion-transformer-fase-1-limpia-tu-dieta/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Necesita ayuda?Chatea con nosotros